10 preguntas que debes hacerte al elegir un local

Antes de decidirte por un local, hazte estas sencillas preguntas… te ayudarán a elegir mejor, garantizándote el éxito entre tus clientes.

La ubicación, sobre todo en el negocio de franquicias, es una de las principales claves del éxito. Más aún, para muchos es la variable más importante, sobre todo para las empresas que dependen de la visita recurrente de sus clientes.
Por ello, debes aplicarte y buscar el mejor local posible. Recuerda que el franquiciante te dará todo lo que necesitas en lo operativo (marca, manuales y equipamiento) y que también puede asesorarte en la elección del punto de venta. Acércate a él y pide su ayuda.

Ahora bien, tú puedes aprender a elegir un buen local para tu negocio. En este punto, lo primero que debes tener muy claro es el perfil de tus clientes potenciales. Esta información puedes obtenerla directamente desde el franquiciante. ¿En qué consiste? Debes saber quiénes son, por qué irán a verte, en qué horarios, con qué frecuencia, su nivel socioeconómico, etc.

Si ya tienes claro quiénes serán tus compradores habituales, utiliza esta guía con 10 preguntas clave para tomar la mejor decisión de negocios.

  1. ¿Estarás cerca de tus clientes? Si tu negocio no depende del público que transita en la calle, es clave la cercanía.
  2. ¿Es el local adecuado para atender bien a tus clientes en cuanto a espacio y diseño? Pide ayuda y no olvides que muchos franquiciantes no autorizan un contrato hasta ver el local elegido.
  3. ¿Tienes el dinero suficiente para pagarlo y no elevar innecesariamente tus gastos? Muchos emprendedores cometen el error de gastar más de lo que su modelo de negocios resiste. Este es un punto importante, pero también lo es tu salud financiera.
  4. ¿Es un lugar de fácil acceso: con buena locomoción pública o vías de transporte eficientes? No siempre es como dice el refrán: Si lo construyes, vendrán. Sobre todo en ciudades con mucho tráfico “como en casi todas las capitales y grandes ciudades de América Latina” es vital que te decidas por un local facilite la llegada de clientes.
  5. Si tus clientes llegarán en auto: ¿Tienes estacionamiento propio o un lugar donde ayudar a que se estacionen? Este es un factor decisivo para muchos clientes, sobre todo mamás con hijos pequeños y adultos mayores.
  6. Si es un lugar donde la gente transita a pie: ¿Puedes llamar su atención y promoverte usando letreros o distribuyendo gratis muestras de tu producto en la vía pública? Imagina el lugar y piensa qué actividades de marketing puedes realizar para atraer más compradores.
  7. ¿Hay empresas cerca, con las que puedas establecer convenios? Esta es una buena forma de asegurar ventas y promover tu negocio. Es ideal que tu negocio esté cerca de hoteles, oficinas corporativas, hospitales o centros con alta concurrencia de público.
  8. ¿Existe competencia en la zona: quiénes son, cómo operan y cómo se promueven? Es un factor importante no sólo para elegir tu punto de venta, sino para definir tu plan de negocios.
  9. ¿Podrás encontrar trabajadores calificados para tu negocio en una zona cercana? Tu negocio lo hacen tus empleados. Si la mano de obra que necesitas es muy calificada, asegúrate de estar cerca de donde viven.
  10. ¿Podrás permanecer en el local por varios años o existe el riesgo de que te quiten o cierren el punto de venta? La mayoría de los contratos de renta para locales comerciales no baja de tres años. Aún así, revisa este tema con tu abogado.

LO MAS IMPORTANTE

“Localización, localización y localización”. En opinión de la escuela americana clásica de retail la ubicación es el factor definitivo para el éxito de un negocio. Hoy vivimos en una realidad más compleja, pero el axioma continúa siendo sagrado. Por eso conviene iniciar este proceso de forma ordenada y respetando las reglas.

Una ubicación para cada tipo de negocio

Es fundamental que el local se busque según las necesidades del tipo de negocio. El otro supuesto -el de adaptar la actividad al local con que contamos-, no suele funcionar. De ahí que lo primero que tenemos que saber es a qué nos vamos a dedicar, qué vamos a vender o qué servicio vamos a ofrecer. Una vez conocido identificaremos las cualidades del local idóneo. Es en ese momento cuando podremos ver si ese local al que hemos echado el ojo (o que tenemos en propiedad) pasa la prueba del algodón.

La mayoría de las actividades comerciales que no son de venta de proximidad requieren de ubicaciones en calles primarias o, como mínimo, secundarias (las adyacentes). La venta de moda, complementos, regalo, juguetería o joyería precisan de vías con un altísimo paso de gente y de zonas clásicas comerciales en donde se competirá con otras marcas similares. La otra opción es la ubicación en un centro comercial, teniendo muy en cuenta que el perfil medio de usuario de esas instalaciones responde al de los potenciales clientes. Se trata de establecimientos en los que la venta por impulso va a ser crucial. Se debe de tener en cuenta que tan sólo entre el 5% y 10% de los peatones que crucen el escaparate presentarán cierta actitud de compra, por lo que el flujo de transeúntes es vital.

Hay otro tipo de negocios denominados de destino, visitados por consumidores con intención de compra más o menos real, entre otros, son los relacionados con la decoración, electrodomésticos, talleres de reparación o servicios médicos. En estos casos la ubicación puede ser más flexible, siempre que ofrezca facilidades de acceso en coche, visibilidad y un importante tránsito de peatones.

Por último están los negocios de proximidad, son los de alimentación, venta de viajes, lavanderías, papelerías, peluquerías en los que la conveniencia en términos de proximidad es muy importante. Estos son los más idóneos para las calles comerciales del barrio, donde tradicionalmente también se ubican otras actividades con aspiración de venta al vecindario en los que la oferta de negocios como la moda o zapaterías se ajusta mucho al usuario de la zona.

Busca asesoramiento

Conocido el negocio y la tipología de calles en las que centrarnos, iniciamos la búsqueda. Lo más efectivo es ponernos en manos de expertos inmobiliarios, estos profesionales acostumbran a conocer a la perfección el mercado de locales ofreciendo ubicaciones inaccesibles por otras vías. Además su asesoramiento puede ser vital en un momento en que el mercado es claramente de oferta. Por supuesto, el uso de sus servicios es compatible con la selección por nuestros propios medios, lo decíamos al comienzo: todos los esfuerzos serán compensados.

Fuente

Entrepeneur

Marzo 19, 2016
www.entrepreneur.com

Servicios Inmobiliarios Si Espinosa Venta y Renta de locales comerciales en Puebla